A estas alturas no nos cabe ninguna duda del potencial de la telefonía IP en el mundo empresarial la optimización de los procesos, la productividad y la integración con todos los sistemas de gestión están entre las grandes ventajas. Para que estas ventajas se cumplan y se convierta en realidad los sistemas de telefonía IP deben ser seguros y funcionales cumpliendo con los estándares de calidad exigidos. Aquí es donde entra en juego el SBC (Session Border Controller), pero qué es un SBC (Session Border Controller) y para qué sirve.

¿Qué es un SBC?

Un SBC o Session Border Controller son dispositivos que se implementan en la periferia, entre las redes públicas y privadas para transferir los datos de voz de forma segura y eficiente desde una centralita virtual PBX, Microsoft Teams etc a la red PSTN o al conjunto de redes telefónicas mundial.

Cualquier sesión de comunicación se trata de un flujo de comunicación en tiempo real entre dos o varios usuarios en forma de llamada telefónica, videollamada o mensajería instantánea. Estas incluyen datos de audio y vídeo además de toda la información relacionada como la hora, la descripción de los medios utilizados etc. El SBC se encarga de que todos estos datos generados en una sesión circulen en forma de paquete hasta su fin.

Algunos de sus beneficios son:

Mejora del rendimiento

Disponibilidad

Fiabilidad y seguridad sistemas VoIP

Funciones de un SBC (Session Border Controller)

  • Seguridad: una de sus principales funcionalidades es proporcionar una capa de seguridad adicional que permita mantener fuera del alcance de ataques. El SBC realiza una tarea similar a un firewall, pero adaptado a las características de la VoIP.

  • Conectividad: permite conectar varias partes de la red para su comunicación a través de varios métodos. Algunas de ellas pueden ser VPN que elevan la seguridad para conseguir conexiones infalibles y a prueba de fallos.

  • Encriptamiento: la transferencia de datos en las comunicaciones necesita ser confidenciales y cumplir con la RGPD. Gracias a los protocolos TLS y SRTP se preserva la confidencialidad en todo momento y protege los canales de comunicación.

  • Interoperatividad: gracias a este dispositivo es posible asegurar la interconexión entre diferentes sistemas internos y externos con codificaciones diferentes.

  • Optimización del ancho de banda: al tratarse de llamadas realizadas a través de la red nacional mediante VoIP requiere el uso de un alto ancho de banda. Gracias al SBC las llamadas son clasificadas como locales mediante una red local lo que hace que no se utilice el ancho de banda y optimice los recursos.

  • Clasificación de las llamadas: el SBC permite configurar normas de enrutamiento para las llamadas entrantes con el fin de reducir costes y detectar intrusiones maliciosas.

En definitiva, el SBC facilita la mitigación de riesgos y nuevos retos de seguridad que suponen los sistemas de comunicaciones de VoIP actuales. Lo que ha convertido a esta implementación en indispensable para cualquier sistema de comunicaciones basado en tecnología IP.

Y tú operador, ¿cuenta con sistemas que incluyen SBC?

Call Now Button